Tercer Planeta - Vértice de Sinaloa


©
Vaya al Contenido

Menu Principal:

 
 
 






El Tercer Planeta




Delincuencia de Cuello Blanco



*La soledad e ingenuidad de Madero
*La delincuencia de cuello blanco
*De Andrés Manuel a Miguel Ángel Mancera
*Funcionarios sin ideología y compromiso social
*Cogobernando con los mismos de siempre
*El cambio de conciencia no es automático
Por: Sebastián Adán VILLALBA
Al arribo de un gobierno de oposición, en un cambio de administración, o en un simple cambio de domicilio; por sentido común se empieza por cambiar chapas y cerraduras de los accesos más importantes; en una revolución los cambios deben ser obligados y profundos, cortar los puentes para evitar el latente riesgo de volver atrás; en una revolución democrática y pacifista, los cambios podrían tardarse algún tiempo, más que un sexenio presidencial; un cambio de conciencia no es automático, y más tardará si los intereses siguen a la vista y de alguna manera accesibles.
LA SOLEDAD
E INGENUIDAD DE MADERO
El error de Francisco I. Madero, fue dejar intacto el aparato gubernamental, sin realizar cambios en los mandos militares, leales a los intereses del conservadurismo porfirista y a los a intereses extranjeros, lógico era que a la primera oportunidad cobrarían caro el atrevimiento de enfrentarse a la élite científica, por más de treinta años en el poder.
Madero estaba prácticamente sólo ante estos grupos reaccionarios al carecer del apoyo de una base social que lo sustentara y sin el respaldo del ejército que lo llevó al poder, él así lo decidió, pues se había hecho válido el “Sufragio Efectivo y no Reelección”, y Porfirio Díaz ya estaba fuera del país.

Madero y Pino Suarez
LA DELINCUENCIA
DE CUELLO BLANCO
Andrés Manuel López Obrador, cuenta con un gran apoyo social y de las Fuerzas Armadas, pero el aparato burocrático es el mismo que nació en la corrupción y por la corrupción; en la burocracia federal y en los gobiernos estatales, está enquistada aun la llamada “delincuencia de cuello blanco”, tanto o más peligrosa para la ciudadanía, que la delincuencia común, por la doble cara que manejan (salvo muy pocas excepciones) servidores públicos que por décadas han sido partícipes de prácticas indebidas, propias de un estado señalado en los primeros lugares de corrupción en el mundo.
DE ANDRÉS MANUEL
A MIGUEL ANGEL MANCERA
Terminar con la corrupción a fondo, requiere de un largo proceso, que mucho depende de la continuidad en las pautas marcadas ahora por López Obrador, debiendo ser continuadas por quienes lo releven al menos en los dos sexenios subsiguientes; pero la historia nos dice que eso difícilmente funciona así; cuando AMLO termino como Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, se esperaba que los sucesores continuarían en la misma tesitura, pero testigos somos de cómo y en dónde terminó la obra con Miguel Ángel Mancera y dónde se encuentra ahora; “el árbol por sus frutos es y será conocido”.
FUNCIONARIOS SIN IDEOLOGÍA
Y COMPROMISO SOCIAL
En cuanto a los funcionarios electos en el proceso del 02 de julio de 2018, mayoritariamente habrían estado participando en las filas del PRI y el PAN, según se presentara la “oportunidad”; carecen de ideología, convicción social y la más mínima congruencia con los preceptos esgrimidos por la Cuarta Transformación; durante las giras previas de López Obrador y mucho antes de ellas, existieron cuadros formados o surgidos como oposición natural al PRIAN; no fueron tomados en cuenta.

En pueblos y ciudades existe aún esos cuadros como resultado del trabajo y el contacto con luchadores sociales de la izquierda de los sesentas y setentas del s. XX, y de aquella experiencia de unificación de partidos de izquierda al principio de los ochentas (PSUM), auténticos luchadores que fueron arroyados y hechos a un lado por la estampida de oportunistas que al grito de “es un honor estar con Obrador” hicieron valer su experiencia y falta de escrúpulos.
COGOBERNANDO CON
LOS MISMOS DE SIEMPRE
Estas huestes mediocres y oportunistas maniobraron quedándose con las candidaturas a diputaciones y presidencias municipales, que una vez ganadas en bloque por la figura de López Obrador, ahora sus administraciones lucen repletas de priistas y panistas que obedecen sólo al corrupto oportunismo de siempre, comprometidos y al servicio de empresarios y caciques de siempre y cogobernando con los mismos dueños de plaza.

EL CAMBIO DE CONCIENCIA
NO ES AUTOMÁTICO
Para lograr un cambio de fondo y eliminar prácticas de corrupción arraigadas, se requiere de varias generaciones, aun y cuando las bases del cambio fueran cimentadas en el presente sexenio; los automovilistas continuarán “dando el moche” al corrupto agente de tránsito, para evitar pagar ocho o diez veces más por la infracción cometida, tan sólo por poner un ejemplo.
Las mafias de trabajadores de aduanas, siguen actuando de la misma manera abusiva y descarada de siempre, extorsionando a quien tiene la desgracia de caer en sus redes, donde regularmente es cómplice hasta el encargado de bajar y subir el equipaje en la revisión del mismo.
Pero estos ejemplos son sólo una parte mínima de las tranzas y abusos que en “las alturas se siguen cometiendo, y no parece preocuparles mucho los cambios implementados por la Cuarta Transformación.
 
ASESORÍA Y DIRECCIÓN
Servicios altamente especializados en:
*Tesis de licenciatura y postgrado
*Maestría y Doctorado
*Información y Comunicación
*Planeación estratégica
*Planeación por objetivos
*Problemas educativos
Más información, previa cita: 667 138 2694 (de 9:00 a 12:00)
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal