5-r - Vértice de Sinaloa


©
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Páginas
 



Propone investigador universitario



Invertir en Pavimentos “Porosos” para Evitar Inundaciones en Sinaloa


*Cada vez más frecuentes
*Deficiente drenaje pluvial
*Mal planeado uso del suelo

Invertir para evitar inundaciones, propone especialista.

Culiacán, Sinaloa, 02 de junio de 2019. Al dictar la conferencia “Mejores prácticas en el drenaje pluvial”, el académico Sergio Arturo Rentería Guevara, convocó a las autoridades a invertir en nuevos proyectos de mejoramiento del drenaje pluvial, como podría ser el “pavimento poroso” para evitar inundaciones en Sinaloa.
Al hacer un análisis sobre la problemática del drenaje pluvial en la ciudad de Culiacán, sus consecuencias y algunas propuestas de cómo se puede mejorar, el especialista de la Facultad de Ingeniería Civil de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS), puntualizó que en muchos países se ha venido abordando con éxito la problemática y consideró que, en Sinaloa, “no existe ningún problema además de la voluntad política para que sea erradicada la problemática de las inundaciones”.
LAS INUNDACIONES,
CADA VEZ MÁS FRECUENTES
Al referirse a la ciudad de Culiacán, Mazatlán, Los Mochis, Guasave y Guamúchil, el especialista puntualizó que las inundaciones son cada vez un problema más recurrente.
Consideró entre las principales razones, el “deficiente drenaje pluvial urbano, aunado a una pésima planificación en el uso del suelo”.
Destacó que en los últimos años, aunque por reducidos espacios de tiempo, se han venido presentando precipitaciones pluviales muy intensas, lo que genera que el drenaje pluvial resulte insuficiente para conducir el caudal de las precipitaciones, de modo que se desborda sobre la mancha urbana.

Ingeniero Sergio Arturo Rentería. Algunos países han abordado
con éxito el problema de las inundaciones.
PÉSIMA PLANEACIÓN EN
USO DEL SUELO
Según el especialista, estos desbordamientos se encuentran íntimamente relacionados con una pésima planeación en el uso del suelo, pues de manera constante, las autoridades han venido expidiendo permisos para la construcción en zonas que no son aptas para ese fin, particularmente invadiendo las zonas de ríos, arroyos y canales.
“Cuando se presentan las lluvias, tan copiosas como han venido en los últimos años, éstas encuentran que sus cauces han sido poblados, ¿qué va a suceder? Pues que las aguas al no encontrar libre su espacio, van a invadir los espacios construidos y se van a ir a las casas, causando estragos entre los bienes de quienes las habitan… y eso de quién es la culpa? Pues de los que no toman precauciones y construyen u otorgan permisos de construcción en zonas que claramente se sabe no son aptas para vivienda, dijo el especialista.
INVERTIR EN “PAVIMENTOS POROSOS”
En este contexto, sostuvo que la mayoría de las obras de drenaje pluvial que existen en la capital sinaloense tratan de llevar toda el agua de lluvia que no se infiltra a través de los conductos lo más rápido posible hacia afuera de la ciudad y que al no ser suficiente estos conductos se tiene como consecuencias las inundaciones.
“Cuál es esta agua que sobra, pues es el agua que, debido a la pavimentación de las calles, los estacionamientos, y de las propias casas, no puede irse hacia abajo del subsuelo y tiene que correr por arriba, entonces el enfoque no tradicional es tratar de que el agua se infiltre y haya menos agua por encima”, subrayó.
En ese sentido, el ingeniero, manifestó la necesidad de que autoridades gubernamentales dejen de pensar de forma tradicionalista e inviertan en obras que beneficien y den seguridad a la ciudadanía.
“Una de las cosas que se proponen son los pavimentos porosos, es decir, un pavimento que permita el tráfico de personas y vehículos, pero que al mismo tiempo permita que el agua vaya hacia abajo, se infiltre, eso reduciría la cantidad de agua que va por encima del terreno”, planteó.
 
 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal